José Antonio Rojas y el ascenso con Ñublense: «La clave fue el grupo que se armó»

Ñublense ha buscado mantener el contacto con sus hinchas a través de jugadores queridos por la hinchada. Esta vez fue el turno del recordado defensor central y uno de los protagonistas del último ascenso logrado por la institución.

El 2012 llegó José Antonio Rojas a Ñublense en busca de sumar minutos y de pelear por el ascenso a primera división de la mano de Carlos Rojas, DT del chillanejo en ese entonces. Las primeras cinco fechas sin ganar, para luego a través de la convicción de que podrían sacar eso adelante, alcanzaron 18 partidos seguidos invictos, lo que los llevó al ascenso.

«La clave fue el grupo que se armó, el profe Carlos Rojas es una persona extraordinaria, es como un papá, una persona cariñosa que se acerca mucho al jugador. Le importa mucho lo que es el grupo y esa fue la clave para lograr el ascenso. El campeonato al principio no fue bueno, tuvimos las 5 primeras fechas malas. Nosotros supimos siempre que eso lo sacaríamos adelante. La meta era ascender», aseguró el experimentado volante formado en Unión la Calera.

Sobre aquel partido definitorio ante Barnechea, el «Toño», como le dicen sus más cercanos, recordó que se trató de un partido complicado y que el primer tiempo no fue como ellos lo esperaban, situación que cambió totalmente tras los 15 minutos de descanso: «Habían muchas expectativas sobre nosotros, era un partido complicadísimo. Barnechea era un gran equipo, pero nunca nos ganó. El primer tiempo hicimos un pésimo partido. En el entretiempo cambiamos el chip y sacamos toda la garra», expresó el defensor de 33 años sobre el partido que definiría el ascenso aquel año en el Estadio Monumental.

Ñublense logró vencer en penales a Barnechea en aquel partido, adjudicándose el cupo a la Primera División, donde Rojas se mantuvo en el club por cinco años más: «Fue algo histórico, quedamos en la historia de Ñublense y eso vale la pena», recuerda el «Toño».

Fotografía: ANFP