Ñublense venció a Cobresal y cosechó su primer triunfo en Primera desde el 2015

En un encuentro disputado ayer en el Mítico Nelson Oyarzún Arenas y con goles de Nicolás Guerra, Luis Valenzuela y Maximiliano Quinteros, el equipo de Chillán le ganó por tres goles a uno al elenco nortino. Con esta victoria, Ñublense consiguió festejar en Primera tras 2,173 días de espera. 

El Rojo comenzó el partido cuesta arriba, debido a que, a los siete minutos de juego, y tras un balón detenido, Brayan Hurtado marcó para Cobresal, por lo que el marcador quedó 0-1 a favor de los visitantes. 

No obstante, los dirigidos por Jaime García reaccionaron a tiempo y comenzaron a dominar el partido luego del gol que recibieron. Con constantes llegadas al arco rival, el portero contrincante, Leandro Requena, tuvo que exigirse cada vez más para evitar el tanto de los Diablos Rojos. 

Con tanta insistencia, el empate llegó. A los 34’ Jovany Campusano desbordó por la banda izquierda y cuando pisó área rival, Pablo Cárdenas cometió infracción sobre el “Chuky”, por lo que el juez central, Gustavo Ahumada, sentenció final a favor de los locales. Posteriormente, Nicolás Guerra convirtió el penal en gol y selló su primer tanto con la camiseta roja. 

Luego del empate, el Fenomenal siguió en su búsqueda de dar vuelta el marcador, no obstante, el primer tiempo culminó en igualdad para ambas escuadras. 

En los últimos 45 minutos, Ñublense continuó mostrando su buen nivel de futbol colectivo, lo que, en efecto, dejó sin muchas opciones al juego de los “Mineros”. De hecho, el meta Requena empezaba a consolidarse como una de las figuras del partido, tras varias intervenciones que le negaban al Rojo llevarse los tres puntos. 

A los 87 minutos, tras una habilitación del “Nico” Guerra, Luis Valenzuela marcó el esperado tanto para los de Chillán, sin embargo, el suspenso se apoderó del espectáculo en el Nelson Oyarzún, debido a que el VAR revisó una supuesta falta del “Larry” sobre un defensor visitante. Tras varios minutos de tensión, Ahumada determinó que el gol fue valido y el club de las 21 comunas conseguía sus primeros tres puntos de la temporada. 

Tras el tanto del Rojo, los visitantes se volcaron al ataque, por lo que dejaron varios espacios en su retaguardia. Cuestión que aprovechó el recién ingresado, Christian Bustamante, quien corrió toda la cancha para asistir con un preciso pase a Maximiliano Quinteros. Así, a los 90+6’ los comandados por el “Bufalo” ganaban 3-1. 

Finalmente, el referee del encuentro finalizó la contienda y Ñublense inició la semana con un trabajado triunfo frente al conjunto de El Salvador. Con los tres puntos asegurados, el Rojo se ubicó en la séptima posición, con cuatro unidades. 

En la conferencia de prensa post partido, Jaime García expresó que “fuimos contundentes, tuvimos la paciencia y tranquilidad para poder concretar en los momentos justos. Enfrentamos a un Cobresal muy ordenado, donde nos costó mucho entrar (…) Nosotros estamos abriéndonos camino. Aún no ganamos nada, es el primer triunfo. Imagínate la felicidad de ganar en Primera con el equipo en el cual subí y que me gusta”

Por José Tomás Oliva.